Los beneficios de conducir un coche eléctrico son bastantes: desde la sostenibilidad hasta las restricciones, pero en Talleres Bonachera te preguntamos ¿sabes cómo funcionan los coches eléctricos? Aquí te explicamos a través del SEAT Mii Electric.

Los coches eléctricos se pueden cargar desde una red eléctrica doméstica como también en una estación de carga rápida. La diferencia entre estas dos opciones es que la doméstica tiene corriente alterna, y la opción de carga rápida tiene corriente continua. Por esa razón necesitan conectores diferentes. En el caso del SEAT Mii Electric, cuenta con un sistema de combinación que permite los dos tipos de carga.

Al tratarse de un sistema de alto voltaje, todo el circuito de carga cuenta con altas medidas de seguridad. Si cargas el coche desde una red doméstica con corriente alterna, esta corriente debe hacer una parada en el cargado ubicado debajo del motor. Este camino se hace por el cable de carga. Las baterías del SEAT Mii Electric están continuamente comprobando los parámetros de todo el sistema. Si en una comprobación una medición no cumpliera los niveles establecidos, el sistema se desconectará”.

¿Cómo funcionan los coches eléctricos?

La diferencia del cargador es hacer que a la batería llegue solo corriente continua, y este se encarga de transformar la que se obtiene desde las redes domésticas, y en diferencia a cargar el coche con corriente continua desde un sistema de carga rápida es que no pasa por esa fase sino que la corriente va directamente a la batería. 

El destino de la corriente es llegar  a la batería, aunque esa no es la única pieza ya que se divide en módulos y estos en celdas. Una ventaja para este sistema porque al momento que alguno de los módulos falle, puede cambiar de forma independiente sin afectar al resto de la batería. Si conduces un coche eléctrico debes saber que estos coches consumen menos en ciudad y al frenar recuperan energía. En el caso del Mii Electric tiene una autonomía de hasta 260 km en ciclo combinado, y hasta 360 km con uso 100% en ciudad. 

Los coches eléctricos, a diferencia de los de combustión, entregan toda la potencia desde el primer instante. A nivel práctico, y en el caso del Mii electric, despliega una potencia de 61 kw (83 CV) y un par motor de 212 Nm que le permite acelerar de 0 a 50 km/h en 3,9 segundos.

Los nuevos coches eléctricos amoldan su diseño a la forma de las baterías, que ocupan la parte inferior. En cambio, en su conversión a eléctrico, el Mii no ha vivido ningún cambio en su estructura ni espacio interior, ya que se fabrican unas baterías expresamente para este modelo:

  • Autonomía de hasta 260 km (ciclo combinado).
  • 61 kw de potencia pico.
  • De litio-ión recargables.
  • Cuentan con 14 módulos con 12 celdas cada uno.
  • Conectadas con el motor, el cargador, la calefacción y el compresor del sistema de climatización.
  • Carga rápida del 80% en una hora (40 kW DC).
  • Carga del 80% en cuatro horas (7,2 kW AC).

Si ya tienes un coche eléctrico ya con esto puedes entender mucho mejor cómo funcionan, y si estás indagando para sumarte a conducir uno de estos coches te dejamos un artículo sobre las razones por las que debes conducir un coche eléctrico que hicimos en Talleres Bonachera.